Por fin, después de unos tres años, he conseguido hacer fotos a las estrellas, y más concretamente a la vía láctea.

Todo comenzó cuando mi hermano se compró una cámara réflex (una canon) y me fui con el a hacer fotos a las estrellas. En el momento de ver la foto en la pantalla decidí que yo también quería una cámara réflex para poder hacer esas fotos. Al cabo de un tiempo por fin me la compré (aunque me decidí por Nikon, solo para poder comparar las cámaras). Pero no lograba hacer fotos a las estrellas, pasaba el tiempo y nada.  Luego decidí cambiarme la cámara (supongo que el problema era yo, no la cámara, pero había otras cuestiones que me hicieron cambiarla). Pero entonces, con una nueva cámara lo que no conseguía era alguien que me acompañara de noche a hacer fotos a las estrellas.

Pero por fin el otro día realicé un curso de fotografía nocturna con David Maimó, y además me acompañó un amigo. Me gustó mucho. No solo el curso en sí. Sino el ir con otras personas a una localización, todas con el mismo interés, estar hasta las tantas haciendo algo que te encanta. Y finalmente ver en la pantalla tu foto de estrellas.

Aún me queda mucho por aprender, lo sé. Pero un inicio es un inicio. Aquí os dejó un “parell” de fotos de esa noche.

 Hicimos fotos a la vía láctea (algo que me pareció mágico), a la circumpolar (algunos solo lo intentamos :), y finalmente acabamos la noche haciendo fotos a las chispas de la lana de acero.

 

Aquí os dejo info de David Maimó:

https://www.instagram.com/davidmaimo/

Portfolio

https://www.facebook.com/dmaimo

 

Espero que os gusten.

Pasadlo bien 🙂

Categorías: Fotos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *